Substantia

Substantia

Substancia, del latín substantia, derivado del verbo substare, que significa «estar debajo».

A lo largo de la historia, su significado varía dependiendo del estado del conocimiento y el marco del pensamiento usado (o filosofía).

En la filosofía premarxista, sustancia significaba el fundamento inmutable de todo lo existente, por oposición a las propiedades mudables de las cosas individuales; el sostén inmutable de estas propiedades. Para los materialistas esta sustancia es la materia; para los idealistas, la sustancia es el espíritu, dios, la idea. Descartes reconocía dos sustancias autónomas: la espiritual y la corporal. Los agnósticos (Hume, Kant) consideraban la sustancia como una cosa incognoscible. El materialismo dialéctico niega las sustancias inmutables de las cosas, y la noción de “sustancia” en el materialismo dialéctico se confunde con la de “materia”. Desde el punto de vista del materialismo filosófico marxista, la sustancia, es decir, la esencia, el fundamento de los fundamentos del mundo, es la materia en movimiento y en eterno desarrollo [1]

El desarrollo de software está totalmente conectado con otras muchas disciplinas. Tantas y tan conectadas que es difícil discernir cuál podría ser la esencia (o substancia) de la misma. Intentar entender cuales son las partes esenciales de la disciplina es parte necesaria para dominarla. O al menos, para no perder el tiempo dominando aspectos que dejan de tener valor a una velocidad apabullante.

Disponer de memoria, es decir, entender el trabajo de otros en el pasado juega un papel fundamental para construir cualquier conocimiento solido.

Es probable que nunca lleguemos conseguir tal reto pero estoy seguro de que será bastante enriquecedor intentar entender que «está debajo».


[1] Definición del diccionario filosófico marxista · 1946:293